viernes, agosto 11, 2017

Manipulaciones y errores acerca de la lengua leonesa. PARTE I: la ï

Espublizáu pur Héctor Villazala nel blog: Fontina de Palabras

Con esta entrada quiero iniciar una serie de notas acerca de la manipulación y errores que se producen alrededor de la lengua leonesa. El motivo no es otro que el poner un freno ante determinados discursos, afirmaciones repetidas sin contrastar o errores de bulto que se dicen al hablar de un tema al que muchos quieren acercase, pero por falta de fuentes, se impide un mayor conocimiento.

Para abrir la espita, comenzaré con un tema interesante: voy a explicar en qué consiste eso de la ï, un uso gráfico que ha recibido múltiples críticas, por otra parte bastante sectorizadas, y que no tienen fundamento salvo cuestiones ideológicas. Lo voy a hacer del modo más sencillo posible. No espero convencer a nadie de nada, pero sí dar una serie de argumentos para quienes optan por un modelo ortográfico leonés que es foco de críticas, mofas y hasta insultos.

¿Qué es la ï?

La lengua leonesa tiene unas características fonéticas propias y que la diferencian de las lenguas convecinas. Una de ellas es la tendencia al cerramiento vocálico de las vocales medias o semiabiertas (e, o) para derivar en vocales altas (i, u). Por eso a veces es difícil determinar, salvo haciendo una analítica mediante un fonograma en laboratorio (o con un oído muy bien entrenado) si una persona dice "decire" o "dicire". Con cerramiento nos referimos a cómo abrimos o cerramos la boca para pronunciar las vocales. Gráficamente, lo vemos recogido en el triángulo vocálico clásico que es válido tanto para el español como para el leonés al tener las mismas vocales fonéticas:


La diéresis es un signo ortográfico internacional, igual que la tilde, que nos indica el refuerzo en la pronunciación de la letra sobre la que se establece y su separación respecto a otra u otras vocales vecinas. Puede recaer en cualquier vocal y es comúnmente utilizado en varias lenguas latinas, desde el español hasta el francés, pasando por el gallego, aragonés o catalán, y en otras como alemán y neerlandés. En español se hace sobre la u para indicar que se debe pronunciar dicha vocal cuando la regla general nos dice que es muda: cigÜeña, vergÜenza, etc. En español también se aplicó en la vocal i en la literatura española dentro de la poesía para reforzar las métricas, particularmente en la época denominada del Siglo de Oro, pero nunca ha sido considerada a efectos oficiales por la RAE.

¿Y en leonés? La ï se aplica cuando esta vocal es átona (no recae sobre ella el acento de la palabra) y está al lado de una semiabierta o abierta. Entre ambas se pronuncian dos sílabas diferentes (hiato), que en otras condiciones serían diptongo, pero tal hiato no se puede marcar con un acento gráfico. La palabra prototipo sería llïonés: la i no es tónica y está al lado de una vocal semiabierta (o), que tampoco es tónica. La vocal tónica es la e, que está en posición final de palabra y se acentúa gráficamente. Si lo dividimos en sílabas obtenemos llï-o-nés, tres sílabas. Podríamos marcar esa ruptura con una tilde, como en la palabra día (dí-a), pero ya está con tilde la e, por ello la solución gráfica que nos queda es la diéresis.

Otro ejemplo: rïalidá. De nuevo nos encontramos con un hiato, y ante la imposibilidad de marcarlo con una tilde que ya está usada en la a final, utilizamos la diéresis. Con lo anterior, se entiende mejor que se escriba Llión y no Llïón*, pues la tilde ya nos marca esas dos sílabas y es innecesaria la diéresis.

El origen y crítica de su aplicación en la lengua leonesa

Un signo ortográfico de amplio uso no solo en las lenguas latinas sino de otras familias, ha recibido un montón de críticas, sin embargo, ninguna se ha sabido plasmar en una respuesta clara y contundente al respecto de por qué no usar la ï. Todos los argumentos giran sobre la afirmación de que es una grafía que impuso en su momento Conceyu Xoven, y los que rechazan las acciones o filiación a su ideología, optan por no usarlo. Eso es una verdad muy a medias.

La historia fue así: aproximadamente era un mes de abril o mayo de 1998, recuerdo el momento porque acababa de salir de prácticas de campo de la escuela de ingeniería agraria. Recibo una llamada para acudir a una reunión en un despacho de UPL en el ayuntamiento de León para tratar un tema de leonés importante. Tiempo atrás habíamos hablado y debatido internamente sobre qué hacer con el problema del cerramiento vocálico tan frecuente en el leonés. También por esa época se decidió deshacerse de la denominación de León en asturiano, Lleón, que hasta entonces se tenía por válida, y optar por la de Llión. Tal topónimo se justificaba tanto en lo escrito (Cuentos en dialecto leonés, p.ej.) como en las recogidas orales de las que disponíamos, además de ser ejemplo prototípico del cerramiento vocálico que veíamos antes. Por ello había que darle una solución gráfica a un fenómeno que se producía en bastantes más palabras.

En la reunión estábamos Abel Pardo, por entonces concejal de UPL, Xosepe Vega, que era el presidente de Facendera Pola Llingua, y un servidor. Fue Xosepe Vega quien nos presentó esta propuesta, más o menos explicada como lo hago anteriormente. Incluso justificó su uso histórico por parte de un autor de lengua asturiana llamado Padre Galo. A todos nos pareció lógico y coherente. De aquella reunión salió la decisión de eliminar de una vez la designación de Lleón. Esta pegatina, que en aquella reunión llevaba en mi carpeta, fue la última con el término "lleonés" (1998). Recuerdo que dije en bromas: "pues habrá que cambiar todas".


Conceyu Xoven, que por entonces era la organización política juvenil más importante del País Leonés, empezó a utilizar los términos País Llïonés y Llingua Llïonesa en todos y cada uno de sus actos, folletos, difusiones y cualquier medio de presencia social. Y caló con muchísima fuerza.


La grafía, chocante por su innovación en ojos acostumbrados a lo español, generó enseguida entre los sectores opositores al leonesismo el símil identificativo de que la ï era "un invento de los de Conceyu". Por una parte estaban los que eran contrarios a todo lo que se refiriera al leonesismo y más en lo lingüístico, pero fueron los menos, a fin de cuentas su problema no era una grafía sino el conjunto en sí. El frente más preocupante llegó de los que ayer, como hoy, se han opuesto a un proceso de normalización de la lengua leonesa frente a una dependencia y asimilación hacia Asturias. Estoy hablando de los últimos años de los 90, y por entonces nuestra relación con los colectivos asturianos era de contacto pero sin enfrentamientos, lo cierto es que se nos llamaba para hacer entrevistas y explicábamos claramente nuestros objetivos, siendo apoyados en ello.



La propia Academia de la Llingua Asturiana reconocía por escrito que leonés y asturiano (aquí lo denominan bable) eran "muy similar al romance norteño que hoy se conserva", que no lo mismo.


Todo era un camino de rosas, hasta que llegó el uso de la ï y las acciones de promoción de la lengua leonesa. Lo que dijeran u opinaran en Asturias (que fue desde donde nació todo el movimiento opositor), de primera mano lo desconozco aunque lo intuyo, porque breve tiempo después apareció Xosepe Vega diciendo que eso de la diéresis era "un grave error", sin dar razón alguna en concreto, y que había que rechazarlo de plano; ante la insistencia pidiendo explicaciones, dejó entrever que había recibido mensajes desde Oviedo.

La decisión de seguir con la ï se motivó en dos aspectos: el primero por lo rapidísimamente que fue asumida por la gran mayoría de gentes en favor de la lengua leonesa, y la otra es que era un signo ortográfico coherente, válido internacionalmente, que respondía a una necesidad de la lengua leonesa.


El mundo académico: José Ramón Morala

Avanzaron los años y la consolidación de la ï era incuestionable. El desconocimiento de su origen y uso real motivó su proliferación gráfica a veces de modo innecesario, pero es algo natural ante una lengua que incluso hoy carece de regulación alguna. Por el otro lado, la crítica se agarró a un único argumento, la vinculación ideológica con Conceyu Xoven y sus organizaciones satélites, añadiéndose como coletilla un montón de supuestos errores, palabras mal usadas, expresiones, castellanismos... en cualquier otro ámbito y circunstancia se entenderían como un proceso natural de recuperación idiomática, pero no aquí. No había crítica sana, ni siquiera intento de apuntar defectos. El punto cumbre llegó con el libro Cuentos del Sil (2006), una recopilación de cuentos escritos por gentes de zonas de la cuenca del Sil, incluyendo nombres como Roberto González-Quevedo o Eva González. La polémica no fue el libro en sí, sino que aparecieran los nombres anteriores, lo cual fue interpretado por los sectores más extremistas como una aceptación de estas propuestas gramaticales, hecho que tampoco era cierto.


A todo eso sumar que Abel Pardo era nombrado de nuevo concejal y se hacía con una concejalía de nuevo cuño: cultura leonesa, desde la que lanzó el mayor programa de difusión y fomento de la lengua leonesa hecho hasta la fecha. El punto de no retorno era evidente. La ï era solo una excusa, lo fundamental era mantener una línea de unidad con Asturias en todos los aspectos, y con esa grafía se abría una brecha. Porque lo importante, repito, no era rebatir una grafía, sino impedir cualquier intento de abrir una línea de desarrollo propio para la lengua leonesa.

Interesante fue ver la actitud del mundo académico leonés, única voz que quedaba por hablar: el doctor José Ramón Morala es una autoridad en cuanto al conocimiento de la lengua leonesa en su vertiente medieval, conoce como nadie toda la documentación escrita durante el Reino de León y estaría en condiciones plenas, a día de hoy, de plantear una norma cortesana del leonés. Morala ya había hecho otro congreso en 2006 acerca del centenario de la publicación de la obra de Pidal "El dialecto leonés", pero en esta ocasión quiso hacerlo específicamente para hablar sobre su normalización. Todas las conferencias, conclusiones y trabajos se recogieron en el libro publicado en el 2009: El leonés en el siglo XXI (un romance milenario ante el reto de su normalización).


Hay una ponencia escrita por Morala y Egido, aunque se intuye mayor autoría de la primera mano. Las conclusiones de esa ponencia son, a mi juicio, sorprendentes. Se tilda de "leonés institucional", término que se reconoce como "exagerado" (pag. 213) a lo que se elaboraba desde la Concejalía de Cultura Leonesa. El seguimiento que hizo de todo texto escrito fue meticuloso hasta el punto de recoger actualizaciones y reediciones de textos web cambiados de un día para otro. Llama la atención la subjetividad en el juicio a la hora de evaluar a los diferentes autores de Cuentos del Sil, pasando muy de puntillas o directamente obviando unos pero cebándose en críticas hacia otros. Todo esto ya nos advierte que no estamos ante un juicio imparcial sino más bien ante una sucesión de filtros subjetivos aplicados con más o menos fortuna. Centrándonos el tema de la ï, se dice al respecto:
"se ha optado por una grafía, a todas luces extraña en la tradición gráfica hispánica, como es la diéresis sobre el elemento cerrado del hiato o diptongo (pïor, rïalidá, rïalizada, llïonés...) que, en páginas que responden a un determinado concepto de leonés, se han convertido en norma poco menos que insoslayable, hasta el punto de que es una de las marcas que mejor permiten identificar a los autores que siguen este modelo que venimos llamando institucional". (Página 234)
Morala y Egido repiten el mismo mantra del elemento identificativo (lo subrayado del texto), cayendo otra vez en el tópico de la identificación con colectivos políticos. En todo el libro no hay nada más. Cualquiera que lea el párrafo entenderá que, aparte de esas vinculaciones, que debían de ser poco menos que constitutivas de delitos penales de lesa humanidad, la crítica netamente filológica es que es algo ajeno a la tradición gráfica hispánica ¿Por qué es insoslayable? ¿Razones? Todo lo contrario sucede con el análisis de léxico, gramática y evoluciones desde el latín que se analizan profusamente. Incluso se ven con buenos ojos lo de eliminar la u de la "gu" (pag. 233). Más sorprendente es que no haga crítica alguna a determinadas grafías de la Academia de la Llingua Asturiana (pag. 217), tan inventadas, poco afines a la tradición gráfica hispánica, y ajenas a los hablantes de leonés como la grafía ḷḷ (o l.l) para el pachuezu, frente a la práctica totalidad de leoneses que escriben en pachuezu usando la grafía ts para dicho sonido, incluso en la rotulación callejera de Vitsablinu.



La respuesta mediática: Emilio Gancedo

La prensa leonesa nunca ha sido amiga de lo leonés. En Diario de León (8 de mayo de 2009), nos encontramos con un artículo firmado por Emilio Gancedo al respecto de dicho congreso universitario:


La noticia es un titular muy brillante pero falso, ninguna de esas terribles conclusiones aparece reflejado en el libro. Hasta el tratamiento de la noticia es bastante diferente a como se hizo en las jornadas previas. El periodista bien pudo recoger que Morala y Egido enjuiciaron con dureza algunos textos escritos en leonés del propio Diario de León (página 232). Aunque admitiéramos como críticas el artículo de ambos profesores, deben entenderse como posiciones personales y no de toda una institución. Pero la gente solo leyó el titular que a fin cuentas, era el objetivo final.

Respuestas ulteriores: Héctor García Gil

Nos queda el elemento de los opositores a esa grafía del, digamos, mundo cultural (por denominarlo de algún modo). Ejemplos podría poner unos cuantos, pero el mejor exponente es el de Héctor García Gil, que en 2009 decidió redactar un trabajo que denominó La deturpación de la llingua en Cuentos del Sil. El "llïonés" cumo artefactu políticu ya identitariu. Tal trabajo, del que tengo la suerte de conservar el documento escrito, se leyó en unas jornadas culturales en Asturias llamadas L'Arribada, celebradas tras la publicación del libro de Morala. El título, cuanto menos sorprende viniendo de una persona que comenzó siendo coordinadore d'esteriores en Conceyu Xoven (así figuraba en el organigrama de dicha organización), que tuvo carnet de UPL y que se ha presentado en listas electorales de partidos del nacionalismo asturiano. Más trayectoria política imposible.


Ese trabajo, o así lo dijo en varios círculos próximos, iba a ser editado en el Lletres Asturianes, una publicación de la ALLA. Extraña que de una persona licenciada en Filología Hispánica y Lingüística, habiendo sido docente en la propia ULE, y estrecho colaborador en varios textos de la ALLA, tal artículo no aparezca por ninguna parte, y eso me hace pensar, incluso si no lo hubiera leído, que estamos ante un producto de autoconsumo para determinados círculos. Ciñéndonos a lo estrictamente lingüístico, en todo el documento, lo que García Gil dice al respecto de la ï es esto (pág. 8):
Usu de la diéresis sobre i nas xunturas vocálicas: ea, eo, ....ïa, ïo, pa representar un soníu inexistente en castel.lanu (sic): rïalidá, llïonés, pïor,...
El resto del texto se divide entre buscar fallos ortográficos y gramaticales, solo entre unos textos (siempre según autores a conveniencia) y realizar un descargo de por qué todo es una manipulación política y que responde a intereses espúreos. Volvemos a lo mismo: no hay críticas ni argumentos salvo visiones políticas y personales de quien fuera militante de la organización que critica.


Llión / Llïonés vs. Llión / Llionés

Gracias a esa falsa creencia y a una buena campaña mediática de descrédito, ha cuajado la convicción de que "llionés" está bien escrito, lo mismo que Llión. En cierta ocasión me encontré con el prototipo de opositor a esta grafía que repetía tópicos. Le indiqué esta división silábica. Aunque en otros casos lo más que me han dado de respuesta es el eco de lo anterior, este en concreto intentó darme una explicación más surrealista: que eso era innecesario porque Llión era monosilábico.

Analicemos esta última respuesta: Llión sería monosilábico, pero innecesariamente se acentúa ¿Y llionés? siguiendo la lógica anterior, tendríamos que decir que tiene dos sílabas, llio-nés. Pero pronunciarlo tal cual es muy difícil, me atrevo a decir que imposible, salvo que en vez de pronunciar la ll- /ʎ/ se haga una y- /ʝ/, esto es, un yeísmo muy típicamente hispánico y muy ajeno a la lengua leonesa. Quien no sepa lo que es el yeísmo le invito a leer el artículo de la RAE al respecto.
http://lema.rae.es/dpd/?key=ye%C3%ADsmo

Suena parecido, pero no es lo mismo. La solución a este problema: la ï.

El desconocimiento, más bien inercia ideológica, hay que trasladarlo a una amalgama de asociaciones y colectivos que dicen defender el leonés (que no la lengua leonesa) y que algunas tienen en su cartera a expertos y filólogos. Por desgracia, repito una vez más, no estamos realmente ante un debate ortográfico ni lingüístico, sino ante el ejercicio de las ideologías personales y la no vinculación con grupos determinados, aunque para ello se demuestre ignorancia en reglas básicas.


El leonés es una lengua independiente del español

El leonés es una lengua independiente del español. Por lo tanto, puede y debe presentar una gramática y ortografía propia e independiente de esa tradición hispánica (correctamente hay que llamarla castellana) que invoca el doctor Morala. Ya se ha hecho en Asturias con su lengua al crear los dígrafos para el pachuezu y para los fenómenos de aspiración semejantes a la j castellana. El mirandés, la otra lengua del grupo lingüístico leonés, ha adoptado las grafías portuguesas en su gramática, amén de otras soluciones gráficas de las que podría cuestionar su idoneidad. No se oye a nadie criticando las acciones de separación del mirandés del resto de las lenguas del grupo, que le han valido algo tan vital e importante como tener un código internacional de reconocimiento y clasificación lingüística (ISO 639-2 MWL), diferenciado del asturiano (ISO 639-2 AST), y del leonés (que no tiene propio).

Algunos creemos que se puede hacer una gramática propia, sin mirar constantemente ni a Asturias ni a Madrid, que quizás se pueda seguir una tradición gráfica asumida socialmente, o tomar un camino radicalmente diferente, pero siempre de modo independiente. En el otro lado de la balanza se exponen los colectivos y críticos que ahora quieren hacerse más visibles, gastan esfuerzos y energías en establecer toda clase de vínculos y enlaces para hacer de la lengua leonesa una versión de la lengua asturiana, generando una gramática con grandes incoherencias y a la vez contraria en algunos aspectos de su realidad. No quieren, ni pueden dada su sumisión a los dictados desde la ALLA, tocar el tema de los acentos, buen principio para quienes se han mostrado radicalmente contrarios al uso de la ï. Por contra, afirman sacar manuales gramaticales (que no gramáticas) de leonés (que no de lengua leonesa), que ante una analítica somera se aprecia que es asturiano muy poco maquillado.

El resultado de esta involución, retroceso diría yo, es palpable: la lengua leonesa es la única que carece de un código internacional de catalogación de lenguas. Es más, cualquier obra escrita en leonés o que hable del leonés, se etiquetará con el código asturiano, pues bajo el ISO 639-2 AST se engloban asturiano, astur-leonés, bable y leonés, pero no mirandés.


Paradójicamente, estos colectivos y críticos protestan ante el Procurador del Común pidiendo que se cumpla el artículo 5 de un estatuto de autonomía donde dice se dice leonés (que no la lengua leonesa, y contrastemos con el término lengua gallega que aparece en el mismo artículo). Pero no trabajan para lograr ese ISO propio, verdadero referente internacional. No lo hacen porque no están a favor.

¿Nos gustaría un reconocimiento real por parte de todas las instituciones internacionales? Pues para eso, y para cualquier otra cosa, la lengua leonesa tiene que estar dentro de la catalogación internacional. Es una pena que algunos leoneses hinchen el pecho diciendo que luchan y trabajan por la cultura leonesa, y sean capaces de hacer una labor tan contraria.

viernes, agosto 04, 2017

Las opiniones son como los culos...

Las opiniones son como los culos, cada uno tiene el suyo, pero así como el culo no lo escogimos, nuestras opiniones debieran ser fruto del análisis y la meditación pero, evidentemente, y por desgracia, no es lo que sucede en muchos casos. Esta situación, que sería grave para el común de los mortales, adquiere tintes de cuasitragedia cuando quien “echa la lengua a pacer” sin tener más que un conocimiento limitado o nulo de la realidad, lo hace desde un medio de comunicación, aprovechando el “púlpito” que dicho medio le brinda para “hacer apostolado”.

Imagino que, a estas alturas, la mayoría de mis amigos ya os habréis dado cuenta de por donde voy. Este tipo de situaciones se produce, cada vez más, en el Diario (que otrora fuera “de León” y ahora parece más la “hoja parroquial de la Yunta”) pero también se da en otros medios, imagino que en aras de la pluralidad pero ¡qué queréis que os diga! una sigue siendo una ingénua, pese a su edad, y no deja de llamarme la atención que se publiquen opiniones de desconocidos indocumentados.

Como sabéis, el pasado 2 de agosto, un tal Sergio Jorge, escribió en La Nueva Crónica, una columna titulada 'Ay, el leonesismo' en la que, entre otras lindezas, afirmaba:

“es complicado entender que una Región Leonesa fuera ahora la solución a la sangría poblacional en estas tierras, donde los problemas sanitarios, demográficos y económicos se acumulan y empeoran con el paso de los años.”

“¿Qué hace pensar a un salmantino que es un derecho que la capital de su comunidad sea León, que está a 350 kilómetros, y no Valladolid, que está a cien menos?”

“¿Por qué no habría que preguntar a todos estos pueblos, tan alejados de la capital leonesa en todos los sentidos, si quieren ser leoneses o castellano y leoneses?”

Hay que ser obtuso, o preferir hacerse “el ciego”, para ver cual es la situación de despoblación y abandono de “estas tierras” y no darse cuenta de que es, precisamente, la pertenencia a esta auto-NO-mía la que está en el origen y continuación de casi todos nuestros males.

Hay que no conocer absolutamente nada de las opiniones de la mayoría de los leonesistas para asumir que la capital de la autonomía leonesa sería la ciudad de León, bueno, en realidad hay que estar despistado, y no tener ni idea de lo que fue en el pasado el Reino de León y su descentralización para la época, para asumir, siquiera, que la Comunidad Autónoma Leonesa iba a tener una capital centralizada al uso borbónico.

Y, por fin, hay que desconocer la realidad, no sólo de las tres provincias leonesas, sino también de las seis provincias castellanoviejas para hablar de cercanía o lejanía con las instituciones ¿Se le ha ocurrido pensar que a Soria le queda mucho más cerca Zaragoza que Pucela?

Pero lo que ya es “pa nota” era la lapidaria frase con que terminaba su “opinión”:

“¿Qué derecho histórico, como aseguraba en este periódico Eduardo López Sendino, les tendría que obligar a este cambio sin ni siquiera preguntarles?”

Tengo que confesarlo, no he podido reprimirme y he respondido lo siguiente en el propio FB de La Nueva Crónica, espero que el vídeo que adjunto a mi respuesta sea visto y comentado y sirva para que no repitamos como papagayos las consignas de la Yunta:

“Pues que pregunten, que pregunten, porque seguro que este sujeto, en el momento en que desapareciera la manipulación de "la cocina" de los organismos de la Yunta, iba a ser el primero en llevarse una buena sorpresa.

Para que vaya "haciendo boca" aquí va un video en el que una vecina de Yecla de Yeltes (que, por si el autor del artículo no lo sabe, es un pueblo de Salamanca) clama por una candidatura independiente del Reino de León, que agrupe a las provincias leonesas (Salamanca, Zamora y León) y defienda los intereses de este territorio olvidado por las administraciones.



Después de leer diversos comentarios (tanto castellanistas como acastellanados) no me quedó más remedio que añadir lo siguiente en el hilo en cuestión:

“Es verdad, todos esos castellanos y acastellanados que dicen que "en León nos han educado en el rencor hacia Valladolid" acaban de descubrir "la pólvora", jajajaja. Seguro que por eso, Julio Llamazares (nacido en 1955) dijo, entre otras muchas cosas, que ser "castellanoleonés" es como ser "austrohúngaro" pero en pobre. Pobre Julio que fue adoctrinado en el rencor hacia la Junta, treinta años antes de que la Junta existiera...

Pero lo que les da absolutamente la razón en su delirio es el mapa adjunto que corresponde al mapa del paro del año 2014. Como cualquiera puede ver, esta es una autonomía perfectamente equilibrada, con sus recursos perfectamente repartidos y en la que no se distinguen las dos regiones que la forman. Vamos que, como se comprueba fácilmente, las quejas de los leoneses de las tres provincias no se deben más que a puro vicio y a rencor injustificado.

(Modo irónico-cabreado ON)




domingo, julio 16, 2017

La llingua llïonesa en CYLTV na programa "CYL a esame (2017.07.12): Somos idiomas"

Deíxuvos darréu'l vídiu la programa qu'apaez nel títulu: A este respeutu tengu de denunciare la parcialidá cuna que tá feicha y sobru tóu las inesautitudes de dalgunos los participantes qu'ensín dulbia dala nun se deben a inorancia sinon al deseyu la Xunta de facer esapaecere lu llïonés y deixailu cumu dalgu aneudóticu peru siempres dientru "lu castiellán". Y toas esas presonas que falan dende istituciones públicas tienen la cousa mui nidia "Nun van mordere la manu que yes da de xantare". Braeiramente penosu!!!

A más d'eillu annedire que curtionun tolu que you dixera respeutu al llïonés en Salamanca, a las clases de llingua llïonesa que nel pasáu muerganizara'l Conceyu la ciudá de Llión, asina cumu la Diputación en deillos llugares la provincia y que si bien la nota que daba a la diversidá llinguística (na que nun tien un res de vere la Xunta) yera 10, la mia nota a la política llinguística de la Xunta yera, cumu másimu, de DOS!!!

Creigu que falta dalgu más peru cun esas amuesas tá bien nidia la parcialidá'l programa peru lu que ye "pa nota" ye falare del pertués ou del pakistaní, cumu "llinguas de la comunidá" purque gracias al pasáu mineiru llïonés, xentes de Cabu Verde y Pakistan vinun a trabayare ente nosoutros, xentes a las que yes facilitonun mayestros na sua llingua pa los sous fiyos al tiempu que nnegan a los nuesos el deprendizax del llïonés. Ensín pallabras!!!

La mia entrevención alcuéntrase ente los minutos 26:55 y 30:30 y a la fin ente los minutos 46:07 y 46:18.

lunes, julio 10, 2017

RIAÑO VIVE. Las aguas del recuerdo

Reportax feichu pal programa "Informe Llión" de la Ochu de Castiella y Llión TV en Avientu y 2010. Cumu diz la presentadora, Riannu, sige ensín pasare páxina... y nun lou fadrá, mientas la MENTIRA cubra el Val en forma de millones de llitros d'augua embalsada. Esi ye'l braeiru recuerdu d'esas auguas. Auguas cuyu solu beneficiu, pur mueitu que nos quieran esorientar los sus responsables (CHD, etc.),ye'l de chenare la faltriqueira d'esos que yá la tienen bien enchena. NUN ESISTEN LOS REGADIOS pulos que la rica y próspera Montanna de Riannu fou ASESINADA, NIN ESISTIRÁN. Solu remanez l'interés cínicu y egoista de los poderosos y sus subordinaos.

¡¡¡RIANNU VIVE, LA LLUCHA SIGE!!!

¡FAGAMOS ESAPAECERE'L PANTANU! pa que,cumu diz el reportax, Riannu recupere'l sou llugar que le currempuende.

Gracias pul vuesu sofitu:

domingo, junio 25, 2017

Estatuto de Castilla y León

Alcuentra la Xana, pur casualidá un escritu de van esautamente selce meses (Febreiru y 25, 2016) cun un mensax de la Presidenta las Cortes l'enxendru, y tamién de la Fundación Villalar, que nun tien esperdiciu dalu. L'escritu lleva pur títulu:

Castilla y León y su autonomía

y, cumu nun podía sere d'outru xeitu, tenindu en cunta quien ye l'autora, tá enchenu de mentiras, meyas verdaes y manipulaciones pa facenos creyere qu'esta auto-NO-mía que padecemos ye lu miyor que podía acaecenos a los llïoneses cuandu la rïalidá ye que cuna valiosa colaboración d'esta sinnora, lu que trata de facere l'enxendru ye esborriare ata'l nome los llïoneses, aproveitandu la ocasión p'apropiase los nuesos llogros cumu si éstos fueran castiellanos.

Deíxuvos cumu amuesa "un botón", cun negrinas nas afirmaciones más sangrantes, peru tol artículu ye del mesmu tenor pulu que vos alviertu, que si pensades lleelu, va faceivos falta un bon estómagu pa "dixerilu".
    "Castilla y León es una Comunidad edificada sólidamente sobre una realidad histórica que se ha construido a lo largo de los siglos y en la que, más allá de desarrollar una identidad diferenciada y excluyente, hemos sabido crear un espacio común en el que han podido integrarse identidades plurales y desde esta pluralidad contribuir decisivamente a configurar esa realidad que hoy es España, tanto en su dimensión territorial, como en su personalidad en el contexto internacional."
Peru lu que ye d'antoloxía son duas frases nas qu'amuesa'l sou espreciu pula llingua llïonesa y pulas obligaciones p'hacia dicha llingua que'l mesmu Estatutu pesia tou establece asina cumu la sua voluntá d'apropiase de lu llïonés cun una redaición ambigua cuna que paez que Llión, en 1188, yera parte de Castiella. Eiquí vos las copiu pa que gueyéis ata onde puede chegare la mala fe:
  • "Una Comunidad histórica y cultural que afianza su personalidad sobre valores universales a través de la lengua castellana y el patrimonio histórico, artístico y natural."

  • No en vano en esta tierra se asienta el origen de la lengua castellana; aquí se pusieron los primeros cimientos de la organización municipal y se levantaron las primeras universidades de España, y también fue aquí donde se alumbró antes que en ningún otro lugar del viejo continente la defensa de la participación de la sociedad en las primeras Cortes de la historia de Europa celebradas en León en 1188, y que ha merecido el reconocimiento de la UNESCO como patrimonio de la humanidad y cuna del parlamentarismo.
Chegaos a esti puntu, vou copiavos unas entrugas que tamién alcontréi pur internet (creigu, anque nun tóu nidiamente cierta, que nun foru del PREPAL) y que, na mía opinión, son mui pertinentes:
  1. ¿Quién lo celebra?
  2. ¿Se trata de un Estatuto impuesto?
  3. ¿Como llamar "nuestro" a algo que imperativamente se ha impuesto?
  4. ¿Quién dice que da sentido?
  5. ¿Que pasa con el marco constitucional de Castilla La Vieja?
  6. ¿Que pasa con el marco constitucional del Reino Leonés?
  7. ¿No es el invento de CYL posterior a la Constitución?
  8. ¿Siendo CYL de 1983 antes no estaba?
  9. ¿Si el invento es de 1983 y no de 1982, 1981 o 1978, qué realidad tiene?
  10. ¿Como era lo constitucional de Castilla La Vieja antes de 1983?
  11. ¿Como era lo constitucional del Reino Leonés antes de 1983?
  12. ¿Quién les dijo que tenían que crear algo?
  13. ¿De dónde saca que el invento creado es común?
  14. ¿A qué identidades plurales se refiere?
  15. ¿Donde está la libre voluntariedad democrática de los ciudadanos de Castilla La Vieja?
  16. ¿Dónde está la libre voluntariedad democrática de los ciudadanos del Reino Leonés?
  17. ¿Se suplanta con  el invento CYL a toda la Corona Castellana?
  18. ¿Se suplanta con el invento  CYL a toda la Corona Leonesa?
  19. ¿Qué han hecho con la Región de Castilla La Vieja?
  20. ¿Qué han hecho con la Región del Reino Leonés?
  21. ¿No tiene personalidad cultural la Región de Castilla la Vieja?
  22. ¿No tiene personalidad cultural la Región del Reino Leonés?
  23. ¿Una Comunidad deriva de una sola Región?
  24. ¿Se puede inventar una Comunidad Histórica?
  25. ¿Una Comunidad Cultural deriva de una sola Región?
  26. ¿Se puede inventar una Comunidad Cultural?
  27. ¿Se puede anular la Comunidad Histórica de Castilla La Vieja?
  28. ¿Se puede anular la Comunidad Cultural de Castilla La Vieja?
  29. ¿Se puede anular la Comunidad Histórica del Reino Leonés?
  30. ¿Se puede anular la Comunidad Cultural del Reino Leonés?
  31. ¿Por qué los inventores de CYL están tan interesados en que asumamos su invento?
  32. ¿Están siguiendo con el invento de CYL aunque no este asumido por los ciudadanos?
  33. ¿Se han hecho ya varias reformas del invento de CYL sin contar con los ciudadanos?
  34. ¿Cómo se puede saber el número de ciudadanos que se reconocen en tal invento de CYL?
  35. ¿No son los ciudadanos de Castilla la Vieja ambiciosos y activos?
  36. ¿No son los ciudadanos del Reino Leonés ambiciosos y activos?
  37. ¿Si ya la Constitución reconoció la Región de Castilla La Vieja en 1978 para que hacen falta otros reconocimientos?
  38. ¿Si ya la Constitución reconoció la Región del Reino Leonés en 1978 para que hacen falta otros reconocimientos?
  39. ¿Solo es posible el conocimiento y la superación dentro del invento de CYL?
  40. ¿Solo es posible el esfuerzo, ser dinámico y contar con un futuro dentro del invento?
  41. ¿Cuando ha dejado de ser el invento de CYL un proyecto postconstitucional de sus inventores?
  42. ¿Qué colectivo forman el conjunto de inventores del CYL posconstitucional?
  43. ¿El colectivo de inventores del invento de CYL tenía que acertar “sí o sí” de forma permanente?
  44. ¿Cómo puede ser "región" el invento de CYL, que es posconstitucional, si es posterior al reconocimiento constitucional de todas las regiones?
  45. ¿Cuándo ha dejado de ser región Castilla La Vieja?
  46. ¿Cuándo ha dejado de ser región el Reino Leonés?
  47. ¿Cómo se puede hablar de autogobierno en un invento como el de CYL que se impone por mandato imperativo?
  48. ¿ A que viene llamar "modelo propio" si es un invento que se establece postconstitucionalmente tras el invento de CYL?
  49. ¿Existe alguna renuncia manifiesta de los ciudadanos de la región de Castilla la Vieja?
  50. ¿Existe alguna renuncia manifiesta de los ciudadanos de la región del Reino Leonés?
  51. ¿Qué identidad postulaba el invento de CYL el día antes de ser inventado?
  52. ¿Cuál era la identidad de la región de Castilla La Vieja en 1978?
  53. ¿Cuál era la identidad de la región del Reino Leonés en 1978?
  54. ¿La desaparición del invento  de CYL supondría un gran beneficio para la región de Castilla la Vieja?
  55. ¿La desaparición del invento de CYL supondría un gran beneficio para la región del Reino Leonés?
  56. ¿Son intercambiables los patrimonios lingüisticos de la Corona Castellana y de la  Corona Leonesa?
  57. ¿Solo se tienen demandas ciudadanas si existe el marco del invento postconstitucional de CYL?
  58. ¿Solo la mejoría de la calidad de vida de los castellanos puede darse en el marco del invento de CYL?
  59. ¿Solo la mejoría de  la calidad de vida de los leoneses puede darse en el marco del invento de CYL?
  60. ¿Se quiere negar la posibilidad del bienestar en las regiones de Castilla La Vieja y del Reino Leonés?
  61. ¿Sabes por qué a tus vecinos no les está propiciado decir que no quieren el invento  de CyL?
  62. ¿Sabes por qué tus vecinos no han podido participar en las sucesivas reformas del llamado Estatuto del invento de CYL?
  63. ¿Sabes por qué 119.765 ciudadanos de la región del Reino Leonés se manifestaron, el 4 de mayo de 1984, en contra del postcostitucional invento de CYL?
  64. ¿Sabes por qué es Burgos la capital de la región de Castilla La Vieja?
  65. ¿De un invento postconstitucional como el de CYL  se deben derivar  automatismos de bondad regional?
  66. ¿Cuál es la experiencia acumulada de la región de Castilla La Vieja?
  67. ¿Cuál es la experiencia acumulada de la región del Reino Leonés?
  68. ¿Qué impedimentos presenta en la región de Castilla La Vieja la formalización de la Comunidad Autónoma de Castilla La Vieja?
  69. ¿Qué impedimentos presenta en la región del Reino Leonés la formalización de la Comunidad Autónoma del Reino Leonés?
  70. ¿Vd. se acuerda de qué hacían sus vecinos en los años 1994, 1999 y 2007 respecto al invento de CYL?
  71. ¿Siendo los pueblos ya presentes constitucionalmente en 1978  como se pueden inventar posteriormente?
  72. ¿Se pone en duda la existencia del pueblo de la región de Castilla La Vieja?
  73. ¿Se pone en duda la existencia del pueblo de la región del Reino Leonés?
  74. ¿Qué ciudadanos de Castilla La Vieja son los no llamados ante el invento de CYL?
  75. ¿Qué ciudadanos del Reino Leonés son los no llamados ante el invento de CYL?
  76. ¿Por qué emigran los ciudadanos de la región de Castilla La Vieja?
  77. ¿Por qué emigran los ciudadanos de la región del Reino Leonés?
  78. ¿El máximo consenso puede ir contra la cualidad  regional constitucional de Castilla La Vieja?
  79. ¿El máximo consenso puede ir contra la cualidad regional constitucional del Reino Leonés?
  80. ¿Qué garantiza a las regiones de Castilla La Vieja y del Reino Leonés la existencia del postconstitucional invento de CYL?
  81. ¿Los castellanos son los de la región de Castilla La Vieja?
  82. ¿Los leoneses son los de la región del Reino Leonés?
  83. ¿Cuántos ciudadanos de la región de Castilla La Vieja son los óptimos para decir no al invento de CYL?
  84. ¿Cuántos ciudadanos de la región del Reino Leonés son los óptimos para decir no al invento de CYL?
  85. ¿Cuál es el dialogo con los castellanos en la región de Castilla La Vieja?
  86. ¿Cuál es el dialogo con los leoneses en la región del Reino Leonés?
  87. ¿Cuál es la democracia real ante un postconstitucional invento como el de CYL?
  88. ¿De qué sensibilidad social penden los castellanos en la región de Castilla La Vieja?
  89. ¿De qué sensibilidad social penden los leoneses en la región del Reino Leonés?
  90. ¿Cual es la utilidad constitucional y cívica de un invento postconstitucional como el de CYL?
  91. ¿Qué éramos antes del postconstitucional  invento de CYL?
  92. ¿Cuál fue el afán energético de los inventores de CYL?
  93. ¿Se trata de lo que poseemos y tenemos o de lo que quisieron que fuera los postconstitucionales inventores de CYL?
  94. ¿Es  la inmensidad territorial una justificación del postconstitucional invento de CYL?
  95. ¿Quiénes niegan el futuro a la región de Castilla La Vieja?
  96. ¿Quiénes niegan el futuro a la región del Reino Leonés?
  97. ¿Puede derivarse de dos regiones como Castilla La Vieja y el Reino Leonés un invento quimera postconstitucional como el de CYL?
  98. ¿Se debe persistir en el equívoco del invento postconstitucional de CYL?
  99. ¿A qué vino el embrollo del invento postconstitucional de CYL?
  100. ¿A qué viene menoscabar a las regiones (de 1978) de Castilla La Vieja y del Reino Leonés?
No se trata de que un individuo o un grupo hagan preguntas, se trata de que otro individuo u otro grupo también las haga.

martes, junio 20, 2017

Tïatralización: Cortes LLÏONESAS de 1188

Cumu ye habitual, dende van cincu annos, l'Asociación Cultural "El Trovador Leonés" muerganizóu la tïatralización las Cortes Llïonesas de 1188 nel mesmu llugar onde tuvun llugar.

L'eventu, que tuvu llugar el pasáu sábadu, Xunu y 17, entamóu cun un Desfile Medieval, alreol las 20,30 houras, xunt'a la eigrexa Santa Marina la Rïal y pasandu pula Praza la Catedral, cai Ancha y Xardines del Cid, chegóu a la Praza Santu Sidoru, penetrandu na Collexata pula Praza Santu Martinu, ata'l Claustru Vieyu, onde tuvu llugar la representación.

Los autores d'este eventu, testimonnu d'una las páxinas más importantes la hestoria llïonesa y de los dreichos del pueblu fonun, cumu siempres, Hermenegildo López y Mari Luz Santos, tola sua familia y una bona riestra los sous collacios, ente los que nun puéu deixare de mencionar a Vítor Moreno, el nuesu maníficu rei Fonsu VIII de Llión, argullosos cumu tolos annos de contribuyire a que los nuesos paisanos y los visitantes que tean nesos momentos na nuesa ciudá, conozan una parte la nuesa hestoria tan esqueicía y amenorgada pulas autuales "fuercias vivas" d'esti país que, inesplicablemente, prefiere esqueicere páxinas únicas, pioneras ya mui importantes la hestoria pur nun reconnecere qu'esos llogros fonun LLÏONESES.

Peru deixemos esta tema, siempres presente nos momentos autuales y vamos esfrutare cun dalgunas semeyas d'ayeri. L'autora de cuasi todas ye la mia collacia Marta, Gracias asgaya pur facelas y unvialas. Las semeyas feichas dimpués la finalización l'autu son de l'autoría de Bernardo y Lluis. Gracias tamién a eillos pul bon llabor. Asperu que vos presten!!!

Y pa los que deseyen más información sobru la representación las Cortes, pueden visitare la lligazón darréu:

El Trovador Leonés












































lunes, junio 19, 2017

Reinu de Llión: Bierzu'l Parlamentarismu

Tuvu de vinire un hestoriador australianu a "escubrinos" que'l Bierzu'l Parlamentarismu yera Llión purque mesmu deillos hestoriadores sedicentemente llïoneses, escontra la rezón, escontra la documentación y escontra'l sentíu común sigen guei dia espardiendu dulbias ensín base dala.

Tien de sere la Enciclupedia Británica la que venga aclarïanos que son los hestoriadores hespannoles los que, getandu escusas y desplicaciones pa salvare la cara los separtatistas castiellanos, amuesan el reinu de Llión medieval cumu un Estáu arcaizante, de tipu bizantinu, dimpuestu siempres a tratare cunos musulmanes, esqueiciendu la rïalidá de que'l gran impulsu na Reconquista partiera siempres de Llión mientras el Condáu de Castiella aproveitaba la lluita escontra l'infiel p'atacare al Reinu de Llión ya ensín tenere en cunta que las Lleis escritas amuesan una modernidá y una seguridá pa los ciudadanos mui superior a la costumbre.

Dimpués de gueyare una y outra vuelta que tienen de venire los británicos, poucu sospechosos de parcialidá p'hacia'l Reinu de Llión, a ponere los puntos sobru las ies nu que cinca la hestoria ya'l dreichu llïoneses escontra lu que facen la mayoría los hestoriadores y los poderes públicos hespannoles, la Xana sigi entrugánduse: Sedrá que pal Goviernu central, pa los políticos y pa los hestoriadores, los llïoneses nun somos hespannoles?? Purque, vistu lu vistu, si toos somos hespannoles d'aú yes vien l'interés n'ocultare tolu llïonés ou apresentalu cumu castiellán?

Pur eillu ye de gran interés la conocencia d'estos documentales y anque dalgunas las suas afirmaciones nun seyan totalmente acordes cuna rïalidá lu asocedíu, al tiempu que s'eicha en falta una bona referencia al Fueru de Llión proclamáu pul nuesu rei Fonsu V de Llión "El Noble" ou "El de los Bonos Fueros" nos annos 1017 y 1020, paga la pena de gueyalu cun atención na seguranza que mueitos sentirán cousas que nunca naide yes adeprendiera sobru la gloriosa hestoria'l Reinu de Llión, el más poderoso y adelantáu al sou tiempu na Hispania Medieval.

Argullosos de sere sólu llïoneses, ensín más peru sobru tou ensín menos!!!

Espublizáu en youtube n'Avientu y 30, 2013

Nel sou afamáu llibru "Life and death of democracy" el profesor Keane de la Universidá de Westminster deixa bien nidiu que la democracia representativa nun nnaciera n'Inglaterra sinon nas Cortes Llïonesas de 1188. L'escritor Juan Pedro Aparicio rellata'l manu suceso, pa lluéu amosare, dende una pespeutiva sintetizaora de dous mil annos d'hestoria, los raigannos d'un reino, cuyos súditos prauticaban la democracia direuta nos sous Conceyos Abiertos.